viernes, 5 de noviembre de 2010

POLINESIA fRANCESA

UBICACIÓN GEOGRAFICA



La Polinesia, se encuentra ubicada en el Océano Pacífico. esta conformada por muchas Islas, las mismas que estarían situadas en un triángulo de 30 millones de Km2, el mismos que tendría en sus corners serian; Hawai, New Zeland (Nueva Zelanda), y las Islas de Pascuas.
Islas conformantes de la Polinesia
Isla de Hawáii, Islas Fénix y de la Línea,Archipiélago de Tokelau, Isla de Tonga, Islas Cook, Isla Tubuai, Islas de la Sociedad, Islas Tuamotu, Islas Marquesas, Isla Tuvalu, Isla de Pascua, Isla Wallis y Futuna,Samoa y Samoa Estadounidense, Niue (Nueva Zelanda), Rapa, Îlots de Bass, Islas Pitcairn y dependencias


Pasaporte
Todas las personas necesitan un pasaporte con una validez máxima de al menos tres meses desde la fecha en la que se vaya a salir del país, excepto: 1. Nacionales de Francia, siempre que provengan de Territorios de Ultramar en el Pacífico y estén en posesión de un Documento de Identidad o un pasaporte caducado (máximo de cinco años).

Visados
Requerido para todos excepto para los ciudadanos de los siguientes países: (a) ciudadanos de los países mencionados en el cuadro anterior: 2. para estancias de hasta tres meses; 3. para estancias de hasta un mes; 4. para estancias de hasta tres meses; excepto 5. nacionales de Francia por un periodo de estancia ilimitado; (b) nacionales de Andorra, Brasil, Bulgaria, Santa Sede, Hong Kong (SAR), Islandia, Liechtenstein, Macao (SAR), Mónaco, Noruega, San Marino y Suiza para estancias máximas de tres meses: (c) nacionales de Argentina, Bolivia, Brunéi, Chile, Costa Rica, Croacia, El Salvador, Guatemala, Honduras, Corea (Rep.), Malasia, México, Nueva Zelanda, Nicaragua, Panamá, Paraguay, Singapur y Uruguay para estancias máximas de un mes; (d) pasajeros en tránsito que continúen su viaje en el mismo avión o en otro de conexión inmediata, siempre y cuando estén en posesión de toda la documentación necesaria y no abandonen el aeropuerto.


Para llegar a los 118 oasis flotantes que componen las islas de la Polinesia Francesa se necesita un día entero de vuelo sobrevolando el Atlántico y parte del Pacífico. El Estado polinesio está formado por cinco archipiélagos:
Sociedad, Marquesas, Tuamotu, Gambier y Austral.
Las islas de la Polinesia son un destino frecuente entre los turistas de todo el mundo, debido a sus claras aguas, hermosas puestas de sol, arrecifes de coral y sus extensas plantaciones de frutas y flores. Por ello, las islas que se visitan principalmente son el archipiélago de Tokelau, la Isa de Samao, Isla de Tubuai, Islas de la Sociedad, Islas Tuamotu, Islas Marquesas, Rapa, Ilots de Bass, Isla Wallis y Futuna, Islas Cook, Iniue, Kiribati, Islas Fénix, Isla de Tonga, Isla Tuvalu, Islas Pitcairn y dependencias, la Isla de Pascua y Hawai.
Entre los idiomas más hablados en la Polinesia se encuentra el francés, tahitiano e inglés. Asimismo, sus habitantes están conformados fundamentalmente por las etnias polinesias, existiendo también un porcentaje de asiáticos y europeos; estos profesan en su mayoría la religión protestante y católica, además de otros cultos.

Transportes y traslados
En la isla de Tahití, hay pocos taxis y son caros. Puedes alquilar un coche en el aeropuerto o en las oficinas de los hoteles importantes (calcula unos 50 euros al día de media). Debes tener más de 21 años y el permiso de conducir desde hace más de un año. Pero, si lo que prefieres es salir de excursión en autobús, puedes reservar tu plaza en la agencia de viajes de tu hotel. Los trucks, es una alternativa económica y pintoresca. Se trata de autobuses con una carrocería de madera verde que te llevarán a todos sitios en Tahití. Se reúnen alrededor del mercado de Papeete y en las calles paralelas, pero también se cogen en las carreteras del cinturón (ticket con un precio único, alrededor de 1,5 euros sea cual sea el recorrido que hagas). Pregunta a qué ciudades llegan y los horarios para la vuelta. En Tahití, los hitos kilométricos (PK: OPK para la costa oeste y EPK para la costa este) indica la distancia desde Papeete.
En Moorea, puedes alquilar un coche (calcula unos 50 euros al día) o una motocicleta para una jornada o media jornada, en el aeropuerto o en el mostrador de viajes de tu hotel. También es muy común alquilar bicicletas.
En Bora Bora, en Vaitape, se encuentran oficinas de alquiler de coches, motocicletas y bicicletas.
Circular por las islas.
En avión: es imperativo reservar desde el extranjero tus vuelos interiores (si vas a pasar una estancia en varias islas, Air Tahití oferta billetes "air pass" muy interesantes). Hay vuelos cada 30 minutos entre Tahití y Moorea (trayecto de 7 min.), todos los días; de 4 a 6 vuelos diarios entre Tahití y Bora Bora (alrededor de 45 min., si el vuelo es directo); de 2 a 3 vuelos diarios entre Moorea y Bora Bora (45 min.).
En barco: las islas se enlazan con ferries, catamaranes o goletas. Hay muchas salidas diarias entre Tahití y Moorea (de 20 a 45 min. de trayecto).
Hay un catamarán rápido para llegar a Bora Bora desde Tahití (7 horas de trayecto).
Salud
Aunque no es necesario vacunarse, asegúrate que tus vacunas están actualizadas. No te olvides de llevar protección total, sombrero y gafas de sol. Se puede beber agua del grifo.


Datos turísticos de Polinesia Francesa

Cuándo ir
La mejor época para visitar estas islas es en el verano austral, que aquí coincide con el invierno, aunque la Polinesia se beneficia de un clima tropical y soleado todo el año. La temperatura media es de 27 ºC, que puede oscilar según la altitud.


Moverse por la zona
Las islas mayores disponen de servicios de autobuses que unen las principales ciudades. Una forma de visitar las islas es apuntarse a alguna excursión organizada, que incluyen los traslados. Para viajar de isla en isla, lo mejor es ahorrar tiempo y utilizar los vuelos domésticos que salen desde el aeropuerto de Papeete. Otra opción, lenta, pero también más económica, es viajar usando servicios regulares de hidrofoils, ferries y barcos mixtos de carga y pasaje que hay entre las islas. También existen servicios personalizados de taxis acuáticos, cómodos, pero caros (www.taxi-boat.com).

Principales visitas

Tahití. Un recorrido por la isla incluirá paradas en Punta Venus, las cascadas Faarumai y Vaiharuru, el pueblo Taravao y visitas en los museos de Gauguin y de Tahití y sus islas.
Destaca el valle de Opunohu con su marae y la vista panorámica de las bahías de Cook y Opunohu desde el llamado Belvedere.
Bora Bora. En la isla «más bella del mundo» se organizan excursiones en barca para ir a dar de comer a los tiburones.
Tahaa y Raiatea. No tienen playas, pero son lugares excelentes para practicar el submarinismo. Las playas se encuentran en los motus que rodean las islas.
Rangiroa. Este enorme anillo coralino es el segundo atolón más grande del mundo y el más poblado del archipiélago de las Tuamotu. Su laguna ofrece muchas posibilidades de excursiones.
Hiva Oa. En el cementerio del Calvario, en Atuona, se hallan las tumbas de Paul Gauguin y de Jacques Brel.
Fatu Hiva. Thor Heyerdahl la llamó «jardín del edén» por la abundancia de flores y frutos. La bahía de las Vírgenes es uno de los paisajes más espectaculares de Polinesia.

Frondosidad volcánica
Las islas de la Polinesia francesa son en realidad cimas de volcanes que emergen del océano. Tahití, la más grande y alta de las islas –en la foto–, se eleva a 2.241 m sobre el nivel del mar. Su tierra fértil favorece el cultivo de una flora variada fruto de la buena aclimatación que tuvieron las especies que los navegantes polinesios, primero, y misioneros y colonos, a partir del siglo XIX, fueron introduciendoen las islas.

Los paisajes de Paul Gauguin
Gauguin fue uno de los pintores que mejor reflejó el paisaje tropical de la Polinesia como símbolo del paraíso perdido. Aunque al llegar a Tahití en 1891 vio que el escenario que él había imaginado –«primitivo y salvaje»– ya no existía, le cautivó hasta el punto de elegirlo para el fin de sus días. En 1901, ya enfermo, se refugió en Hiva Oa, en las Marquesas, donde vivió con la joven Marie-Rose hasta su muerte en 1903.

Actividades
En las oficinas de turismo y en muchos hoteles informan de las posibilidades de ocio que se ofrecen en la Polinesia, la mayor parte vinculadas con el mar. Hay muchas empresas de alquiler de barcos que preparan desde un día en alta mar, a cruceros de cinco días por varias islas. Las excursiones pueden realizarse combinando actividades como el buceo, la pesca, el surf o el esquí acuático.
Entre las propuestas más exclusivas están las que llevan a las lejanas islas Leeward, a los brillantes atolones de Tuamotu o las excursiones para observar la fauna en alta mar que realiza el crucero de ecoturismo Robinson.

Las grandes fiestas de las islas
El Tiurai es el gran festival de Tahití. Se celebra alrededor del 14 de julio y dura todo el mes. Los concursos de belleza y las carreras de canoa son la atracción principal. Hay también música, danza, fuegos y carnaval. La Hawaiki Nui –en noviembre–, la carrera de canoas con 60 remeros cada una, es el otro gran acontecimiento festivo. Dura tres días y cubre 116 kilómetros entre Huahine, Raiatea, Tahaa y Bora Bora.

Tahití
Es la puerta de entrada a la Polinesia Francesa, pues aquí se halla su capital, Papeete. Un itinerario circular muestra la vida rural de la isla, pasa junto a maraes –templos animistas al aire libre– y visita aldeas que fueron residencia de artistas e intelectuales europeos, como el pintor Paul Gauguin, cuyo museo se halla en la aldea de Papeari, accesible por la carretera que circunda la isla.




Papeete
La capital de Polinesia tiene un gran encanto. Merece la pena perderse por su casco antiguo para ver edificios coloniales de madera. El paseo debe detenerse en la catedral –los domingos celebran misas con cantos tradicionales–, el Mercado Central, con productos de todo el archipiélago, y el parque de Bougainville.

Punaauia
Esta localidad costera al sur de Papeete acoge el Museo de Tahití. Se trata de un centro que recoge la historia y las tradiciones del archipiélago polinesio.

Moorea Vecina a Tahití, se llega en trasbordador desde Papeete. La ruta circular por la isla empieza en las bahías de Pao Pao y Opunohu, divididas por el monte Rotui. Una carretera que sale del pueblo de Pao Pao, en el centro de la bahía del mismo nombre, sube hasta el Belvédère, un mirador desde el se domina la vista sobre las dos bahías.

Bora Bora
Tuvo su origen en un gran Volcán que ahora está cubierto por un lago de aguas cristalinas .Bora Bora y otras islas cercanas están completamente rodeadas de arrecifes de coral. Sus playas, su belleza, y la razón de que el turismo masivo no haya llegado aún a este paraíso de la recóndita Polinesia Francesa, hacen de Bora Bora un increíble destino.
Es la isla más famosa de la Polinesia por la inmensa laguna que se extiende frente a su costa. La zona más idónea para las inmersiones es la Vallée Blanche, un banco de arena con 34 metros de profundidad. Otro lugar ineludible es Punta Matira, una larga lengua de arena cubierta de cocoteros en el extremo sur de la isla.





Raiatea
Es la mayor de las islas de Sotavento. Se llega en avión desde Tahití. Uturoa es su población principal. La bahía de Opoa y el marae de Taputapuatea son dos de sus máximos atractivos. En un día es posible recorrer toda la isla siguiendo la carretera de 104 kilómetros que sigue su perímetro. Un lugar de gran belleza es la bahía de Faaroa, en cuyas riberas crecen plantaciones de vainilla; se puede remontar en piragua o en barca a motor.

Tahaa
Separada cuatro kilómetros de Raiatea, esta isla de pequeño tamaño es popular por sus criaderos de perlas negras y sus plantaciones de vainilla. Una manera muy agradable de conocer la isla es navegar hasta ella en un velero de alquiler o en una excursión en barca desde Raiatea.



Fuente:
http://www.trotamillas.es/12353/viajemos-rumbo-a-la-polinesia/#more-12353
http://www.viajes-a.net/pais/Polinesia_Francesa-210.htm
http://www.lugaresviajar.com/11797_polinesia_una_maravilla.html
http://portal.unesco.org/es/
http://www.guiamundialdeviajes.com/country/272/passport_visa/Australia-y-Pacifico-Sur--/Tahiti-y-la-Polinesia-Francesa.html#ixzz13KSgYJ1d

3 comentarios:

  1. parece ser un muy bonito lugar
    me comentaron sobre La Polinesia hce poco en uno de los mejores hoteles en florencia, un turista que parecia saber mucho de turismo jeje
    espero algun dia poder conocer

    ResponderEliminar
  2. dios que maravilla!!! es el eden verlo en vida.... me meo una y otra vez....

    ResponderEliminar
  3. aca hay una chonga bruta que quiere comentar y es tan mogolica que no le salen las´palabras pa describir esta belleza polonesica....
    firma: la chonga de bahia blanca argentina

    ResponderEliminar